domingo, 7 de septiembre de 2014

Berni, el mejor candidato a gobernador del FPV.

No sólo el gobierno de Cristina se derechizó, ya lo marcaba hace algunos años atrás Lucas Carrasco, sino que también lo hizo la sociedad. Ante la incertidumbre de la economía y el ocultamiento de la pobreza, la única solución aparente a la inseguridad (provocada por tanta injusticia social en la mayor década de divisas para el país) es la mano dura a los desviados y criminalización de la protesta a los trabajadores, que día a día, son despedidos o suspendidos por las malas maniobras de nuestro - pronto ex- ministro de economía Axel Kicillof. La verborragia verbal de nuestro super secretario de seguridad en contra de los inmigrantes que construyeron y construyen este país, los últimos hechos de público conocimiento donde la fuerza de choque nac&pop por excelencia (Gendarmeria Nacional) planifica y acciona causas armadas contra los que defienden sus derechos laborales, y el posicionamiento del mismo en las últimas encuestas (pescado podrido o no) es un ejemplo de ello. La sociedad quiere orden. Y Cristina también. Por algo da rienda suelta al millonario médico teniente general, Sergio Berni, que la acompaña desde los olvidados noventa en Santa Cruz, cuando hacia inteligencia a los trabajadores mineros, por ejemplo. La mecánica es la misma que hacian los militares en plena dictadura: infiltrar agentes de inteligencia en predios tomados y/o cualquier protesta de trabajadores, marcarlos y encarcelarlos; para así garantizar la gobernabilidad y las ganancias; propias, de las empresas multinacionales, y de nuestros amigos mexicanos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada